Home Influyentes Colaboradores AMLO no puede sujetarlo todo

AMLO no puede sujetarlo todo

AMLO no puede sujetarlo todo
0

Arturo Páramo

Hace poco más de cien días Andrés Manuel López Obrador fue electo presidente de México y a partir de ese momento la política mexicana está envuelta en una recomposición que incluso hasta al propio tabasqueño le está resultando convulsa.

Acostumbrado a ser ave de tempestades, López Obrador no sabe ir para atrás y enfila sus baterías en temas que, uno a uno, le van reventando.

En un recuento frío, duro, que no admite juicios de valor, la reforma educativa, la pacificación, los pleitos estatales, la consulta del Nuevo Aeropuerto, sus líos con algunos medios de comunicación, e incluso su salud se suman a la lista de focos rojos.

Veamos.

  1. La suspensión de cuatro de los Foros Escucha encaminados a realizar un diagnóstico de las peticiones de las víctimas de la violencia y de la inseguridad, de sus familias y de las organizaciones sociales encargadas de dar seguimiento a ese tema.

El tema es especialmente delicado cuando entre las entidades en que se suspendieron los foros están Veracruz, Tamaulipas, Morelos y Sinaloa, tres de los estados en donde la violencia del crimen organizado y la violencia desde el Estado se han cebado con la población.

“Escuchar” a las víctimas de la violencia a través del correo electrónico, como ofrecen los organizadores de los foros, es una afrenta más a quienes han sido victimizados y revictimizados en este país.

El 24 de octubre se presentarán a López Obrador las conclusiones de los foros con el asterisco de que no se escuchó a los estados más violentos.

  1. El foro sobre la reforma educativa que se realizaría en Acapulco fue reventado por la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (Ceteg), brazo de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y que se niega a sentarse en un mismo auditorio con profesores agremiados a su antagonista Sindicato Nacional de Trabajadores del Estado (SNTE).

En el fondo es la lucha entre la CNTE y el SNTE, sindicato al que Elba Esther Gordillo busca recuperar y en el camino siembra la incertidumbre en el equipo de López Obrador.

El cada mitin de su gira de agradecimiento, el presidente electo lanza el mensaje a sus “primos hermanos” de la CNTE de que la Reforma Educativa será cancelada y que el nombre es lo de menos: “cancelación, abrogación, abolición”.

El tema es explosivo y no acabará con el zafarrancho y los sillazos de Acapulco.

  1. En los mítines de la gira del agradecimiento reaparecieron las rechiflas y descalificaciones a gobernadores de partidos distintos a Morena, se recrudecieron los pleitos internos en ese partido y en cada una de las asambleas informativas el López Obrador más rudoy severo levanta la voz para sobreponerse a la gritería y machacar con que “la campaña ya pasó”. Los demonios que soltó en la campaña no los puede volver a sujetar.
  2. La disciplina en su gabinete, cuando al menos cinco de los integrantes de su equipo repudiaron públicamente el proyecto del Aeropuerto en Texcoco, pese a que él había pedido imparcialidad en el tema.

El tema, del que no encuentra asidero para justificar la consulta del 28 de octubre, tomó un giro el lunes al reiterar la posibilidad de que aceptaría que se continuara la construcción en Texcoco si se hace principalmente con recursos privados.

5. El presidente electo ha entablado un nuevo episodio en su pleito de al menos 15 años contra un periódico y además en un mitin en Morelos enfiló sus baterías contra los medios de comunicación en general haciendo alusión a la práctica de entrega de dádivas de los gobiernos hacia los periodistas, popularmente conocida como “chayote”.

6. En medio de estos frentes abiertos su hombre más cercano desde hace 22 años, César Yáñez, difundió su ostentosa boda en la revista por excelencia de eventos sociales.

7. Su visita “de rutina”, dijo, al Centro Nacional de Cardiología.

A cincuenta días de toma de posesión, López Obrador está donde quería: en el centro de todo.

También se da cuenta de que el desgaste es tremendo y que, aunque lo desee, es imposible tener controlados los hilos de todo y de todos.

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.