Home Influyentes Colaboradores El periodismo y las redes sociales

El periodismo y las redes sociales

0

Por Fernando Díaz Naranjo

@fdodiaznaranjo / diaznaranjo.fernando@gmail.com

La profesión de periodista es una de las más redituables por muchos aspectos tales como el conocimiento de múltiples temas de nuestro acontecer, la especialización en el análisis de la información, la paciencia que, como virtud, se debe tener para posicionar tal o cual hecho periodístico, entre muchos más. Esto obliga a un periodista a tener una capacitación permanente, a leer e investigar mucho, así como a delimitar bien su campo de estudio periodístico.

Uno de los fines del periodismo es lograr un equilibrio entre el ejercicio del poder público y la sociedad, sirviendo de mediador comunicativo, es decir informando con un lenguaje claro y conciso, de forma oportuna, veraz y analíticamente, sobre diversos acontecimientos.

El periodismo se ha caracterizado por ser una actividad altamente especializada, en la que se recopila información, analiza, procesa y difunde, para que la sociedad esté informada y pueda hacer su propia valoración de un determinado suceso.

Pero ¿qué pasa el día de hoy con los llamados medios de comunicación denominados tradicionales ante la vorágine del Internet y, especialmente, con el uso de las llamadas redes sociales?

Las redes sociales han alcanzado un potencial comunicativo sin precedentes, y la aparición de diversos canales de comunicación que también brindan información noticiosa o de opinión se ha expandido a tal grado que sería difícil identificar su número y alcances. Pero lo que sí es evidente es que han puesto en serios problemas a los llamados medios tradicionales, en algunos casos.

La difusión de diversos hechos noticiosos, opiniones o información relacionada con un asunto importante, pero de interés público generalmente, se difunde de forma más inmediata en las redes sociales que en los medios periodísticos tradicionales. Esto ocurre, por ejemplo, porque en redes sociales es aparentemente más fácil difundir una “noticia” sin que se tenga el rigor de verificar la información, lo que en ocasiones llega a convertirse en un Fake News.

Sin embargo, un medio periodístico plenamente, digital o no, está obligado tanto por diversas normas legales como por la ética profesional, así como por las directrices del medio, a verificar la información. Esto, por supuesto, lleva algún tiempo, pero se evita difundir noticias falsas, imprecisas o parcialmente falsas.

Hoy los medios profesionales de comunicación han entendido que el uso de las redes ha abierto un camino en el que la sociedad se ha involucrado, y en el que no hay edades para ello. Por lo mismo, han incursionado y han cambiado también su forma de hacer periodismo, utilizando, por supuesto, estas nuevas tecnologías.

De esta manera, hoy podemos hablar de medios de comunicación profesionales que de tradicionales han pasado a ser medios modernos, pero también, gracias al uso de las redes sociales, encontramos diversos portales, páginas y cuentas tanto en Facebook como en Twitter que hacen un periodismo con gran capacidad que no aparecían en la escena pública.

Pero este buen trabajo entre los medios tradicionales y la esfera de las redes sociales para quienes realizan buen periodismo, no se verá concluida por múltiples charlatanes que difunden, con intención o no, diversos hechos que sólo confunden a la población.

Ante este panorama ¿sería oportuno regular el uso de las redes sociales? Si esto ocurriera ¿se estaría limitando uno de nuestros derechos fundamentales, que es la libertad de expresión?

Estos cuestionamientos y otros más están formando parte del debate público por contar con información real. Seguramente el nuevo régimen político se inclinará más por respetar la libertad de expresión, pero bien valdría la pena delimitar las redes sociales, cuando menos con mejores controles de ingreso de identidad, para que quien difunda información asuma las consecuencias que realiza cualquier periodista: responsabilizarse de la información.

*Analista político.

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.