Home Influyentes Colaboradores GENTE DETRÁS DEL DINERO… CHILANGO / La privatización que no fue…

GENTE DETRÁS DEL DINERO… CHILANGO / La privatización que no fue…

0

Por Mauricio Flores

@mfloresarellano

Facebook: Mauricio Flores Arellano

Uno de los primeros proyectos legislativos que Andrés Manuel López Obrador propondrá a un congreso donde Morena tiene mayoría es revertir los decretos que “privatizaron” el agua; seguramente no tendrá ninguna dificultad para que se deroguen los mandatos que Enrique Peña firmó en junio pasado y que fueron reconocidos por el World Wildlife Fund precisamente por ser lo contrario al concepto de “privatización pues elevó de 11% a 85% la disponibilidad de agua nacional que no podrá ser objeto de nuevas concesiones o permisos.

Esto resulta especialmente importante por la CDMX, una de las regiones de mayor estrés hídrico a nivel nacional. De acuerdo al propio diagnóstico que López Obrador encomendó realizar a los expertos de Recsa y a Javier Collado, la disponibilidad de agua es de 3,442 millones de metros cúbicos en tanto que el consumo es de 4,246 millones de litros lo cual arroja un déficit de casi 800 millones de metros cúbicos. El manejo de los sistemas hidráulicos y desagüe en la capital están encomendados al Sistema de Aguas de la Ciudad de México, a cargo desde hace dos décadas a Ramón Aguirre, por lo que no existe una entidad “privada” que venda y cobre el líquido a usuarios de todo tamaño.

De hecho, una propuesta de campaña de la jefa de gobierno electa Claudia Sheinbaum fue obtener más agua del Estado de México y de Hidalgo para abastecer los municipios chilangos con mayor escasez, especialmente Iztapalapa. Por supuesto que esa idea no fue muy bien recibida en las entidades vecinas pero en la que los electores otorgaron mayoría legislativa a Morena.

La politización del decreto para ampliar las reservas de agua no explotable en 297 cuencas durante 50 años al tiempo (y que levantó la veda que desde hace 50 años existía en cerca de 11 cuencas) se presentó en pleno Mundial de Fútbol: una fake news que corrió por redes sociales mientras en México se celebrara el triunfo futbolero sobre Alemania, advertía que Peña había tramado otra fechoría.  El uso electoral de los decretos fue definitivo: huy mucha gente que hoy todavía cree que efectivamente se permitió que los particulares aprovecharan el agua a su conveniencia.

Pero hay dos opciones en esa materia para el nuevo gobierno: cancelar los decretos de protección ecológica del agua se pueden revertir y crear otros pero con el mismo objetivo; o simplemente dejarlos como están y hacer lo que hace el actual director de CONAGUA, Roberto Ramírez: no dar más concesiones y punto. Claro, es más vistosa y más redituable políticamente la primera opción aunque el estrés hídrico en la ciudad seguirá en tanto no se obtengan fuentes sustentables y holísticas de agua.

El costo reputacional de Artz

El derrumbe de un parte de la plaza Artz va más allá de las bromas (Plaza NeimArtz, por aquello de que se cae solo) y del ámbito de las responsabilidades públicas sobre la autorización para sobrecargar la estructura con un jardín en la terraza que en primera instancia parecer haber sido el motivo del desastre. El desastre es también financiero para Javier Sordo Madaleno y su socio Germán Larrea, así como para la Fibra Fibhios que encabeza Miguel Osio que colocó 1,580 millones de pesos a través de Certificados Bursátiles Fiduciarios Inmobiliarios para fondear la construcción… que ahora, dejará de recibir ingresos durante el período de peritaje en toda su estructura amén de enfrentar la posible cancelación de contratos en los espacios de oficinas WeWorks, amén de efecto reputacional entre los clientes que asistían al área comercial. Ello podría ser un lastre para el financiamiento de el próximo y muy vistoso proyecto de Sordo en lo que fuera el Estadio Azul en las inmediaciones de la Colonia Nápoles donde -para variar- los vecinos andan preocupados por el impacto del megaproyecto denominado Artz Insurgentes.

El ganón fue Santa Fe

Por cierto, Artz Pedregal e Insurgentes se pensaron para que las familias de clase media alta y alta de la zona dejara de ir a Centro Santa Fe (que con 500 tiendas es las plaza comercial más grande de México) propiedad de los hermanos Luis Mauricio Amodio (Grupo CAABSA) o a Samara Santa Fe propiedad de Fibra Uno que encabeza Moisés El-Mann. Empero, dada el derrumbe de la semana pasada es probable que la clientela opte por seguir yendo al poniente de la capital para compra de lujo dada la preocupación -fundada o no- que dejó tal evento. Por cierto, y dicho sea en honor a la verdad, Grupo Rioboo fue el encargo de la ingeniería estructural en cuanto a los sistemas de cimentación, por lo que no tuvo cosa que ver en el derrumbe.

Termovalorización y cambio

El proyecto que inició la Agencia de Gestión Urbana para procesar basura para generar electricidad sin emisión de contaminantes está por aterrizar el esquema financiero que se utilizará para fondear los 12 mil millones de pesos requeridos. El equipo de Jaime Slomianski, Veolia que lleva Thomas Renard y sus socios mexicanos de Grupo Kosmo trabajan en ello conforme a calendario. Pero será la nueva administración capitalina de Claudia Sheinbaum la que definirá la continuidad o no del proyecto, de hacer modificaciones o cancelar el contrato con las consecuencias que ello apareja… y plantear que hacer con 4,500 toneladas diarias de residuos.

 

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.