Home Influyentes Colaboradores La responsabilidad del GCDMX frente a los ciudadanos

La responsabilidad del GCDMX frente a los ciudadanos

La responsabilidad del GCDMX frente a los ciudadanos
0

Por Fernando Díaz Naranjo

@fdodiaznaranjo

diaznaranjo.fernando@gmail.com

De acuerdo a nuestro sistema democrático, vía la participación de los ciudadanos en elecciones a través de su voto mayoritario se elige a los gobernantes que nos representarán por un periodo determinado sobre las reglas establecidas tanto en la Constitución como en la legislación electoral.

Quien gana un proceso electoral lo hace porque así lo decidió la mayoría de la población que participó con su voto en las urnas. Por eso, hoy López Obrador es presidente electo, porque lo decidió más del 50% de los electores que emitieron su sufragio.

De entrada, esta fuerza electoral le ha dado un ingrediente extra a lo que será su gestión, una credibilidad y, sobre todo, la esperanza de la población que ansía una mejora en su vivir.

Por si fuera poco, esta contundente victoria está reflejada tanto en la Cámara de Senadores como en la de Diputados. En el Senado, Morena alcanza el 42% de las curules (55 escaños), seguido del Partido Acción Nacional (PAN) con el 18% (23 lugares) y el Partido Revolucionario Institucional (PRI) con alrededor del 11% (14 legisladores). En la Cámara de Diputados, de 500 legisladores 191 pertenecen a Morena, el 38.2%; el PAN ocuparía el segundo sitio con 81 legisladores (el 16.2%); sorpresivamente el Partido del Trabajo (PT) tendría la tercera fuerza política alcanzando un total de 61 diputados (12.2%); el Partido Encuentro Social (PES) logró 56 diputados (11.2%).

Estas cifras podrían moverse si existiera una alianza de Morena tanto del PT como del PES, que en la elección federal compitieron bajo la figura de coalición. Esto le otorgaría a Morena una posición cómoda de operación legislativa sobre lo que en su oportunidad establezca el ejecutivo federal.

Además, entre el resultado de la elección presidencial obtenido por López Obrador y la percepción actual de la gente, parecería que la expectativa y esperanza en este nuevo gobierno se han acrecentado. Me explico:

En días pasados, el diario El Universal publicó una encuesta sobre los niveles de aprobación del presidente electo López Obrador, que alcanza ya un 65%; casi la misma cifra (64.5%) que la gente considera que sí cumplirá sus promesas de campaña. En el mismo sentido, casi el 70% de la población encuestada consideró que México mejoraría.

En contrasentido, llama la atención que en un 66.8% la población desaprueba el desempeño del aún presidente Enrique Peña Nieto.

Como podemos observar, la población guarda una gran expectativa de mejora y de bienestar, que se aglutinan en un sentir muy poderoso de doble filo: esperanza.

Por ello, la espera de acciones tangibles, así lo han demostrado muchas democracias, tiene una fecha de caducidad; es decir, el próximo gobierno que estará tomando las riendas del país a partir del primero de diciembre tiene la imperiosa obligación de cumplirle a la gente; además, deberá demostrar, en un corto plazo una serie de programas y proyectos que se instrumenten en beneficio de la población.

No es el primer gobernante que llega con altos índices de credibilidad y que, al no dar la respuesta esperada, dicha credibilidad se agota; la paciencia se acaba, aparece la desilusión y la esperanza simple y llanamente termina. En consecuencia, aparece en enojo, el malestar y, en elecciones, el voto de castigo. Sólo dos ejemplos: Peña Nieto y Mancera; ambos llegaron con aceptables índices de credibilidad, sobre todo Mancera, y las mediciones al término de sus gestiones distan mucho de los números con los que empezaron.

A México y a su población les conviene que al próximo gobierno le vaya bien, así que deseamos en verdad que tengan el tacto, la mano dura y a la vez la prudencia y los proyectos necesarios para cumplirle a la gente.

*Analista especializado en temas político electorales de la Ciudad de México.

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.