Home Política y Gobierno Capital Político Los candidatos y el juego de las sillas

Los candidatos y el juego de las sillas

Los candidatos y el juego de las sillas
0

Seguramente todo el mundo recuerda el juego de las sillas, mismo que no faltaba en las fiestas infantiles de antes, y que consistía en ir caminando al ritmo de la música alrededor y, cuando bajaban el volumen, cada quien se sentaba donde podía, cambiando de lugar.

Bueno, pues ya que todos los candidatos y candidatas a gobernar la Ciudad de México se sienten muy “chichos” —dijeran en el barrio—, bueno sería hacer un ejercicio ficticio para ver quién es quién entre ellos, para que la gente se dé una idea de lo que representan en lo individual.

Todo el mundo sabe que Claudia Sheinbaum fue postulada por Morena; Alejandra Barrales, por PAN-PRD-Movimiento Ciudadano, y que Mikel Arriola es el gallo del PRI. Suena discriminatorio, pero la realidad es que los demás no cuentan.

Al día de hoy las encuestas marcan favorita a Claudia; le siguen Alejandra y después Mikel, aunque éste se aferre a decir que ya va en segundo lugar. Cierto que ha subido, pero no es para tanto.

¿Qué tanto ayudan los candidatos a sus partidos o los partidos a sus candidatos para ir en esos lugares?

¿Será cierto que Claudia está arriba porque es mejor que Alejandra y Alejandra mejor que Mikel?

¿Qué pasaría si cambiaran de silla, como en el juego?

¿Si Alejandra fuera candidata por Morena, Mikel por el PRD-PAN y MC, y Claudiapor el PRI? ¿Quién de ellos iría liderando las encuestas?

Y si Arriola fuera por Morena, Alejandra por el PRI y Claudia por el PRD-PAN y MC, ¿quién estaría arriba?

Seguramente los favoritos para ganar la Jefatura de Gobierno el próximo 1 de julio cambiarían radicalmente, por lo que los candidatos deberían tomar conciencia qué tanto pesan realmente o qué tanto los mantiene la marca que los patrocina.

Está claro que Sheinbaum va en primer lugar porque es la favorita de Andrés Manuel López Obrador, como lo sería cualquier otro.

También que Barrales está en segundo lugar porque es el sitio que le corresponde al PRD junto con el PAN; MC no cuenta, ¿cómo lo estaría cualquier otro?

Quizá el único que en lugar de restarle le suma a su partido sea Mikel, quien sin tener una estructura aceitada ni un líder nacional que lo jale, ahí va subiendo en los números, haciendo un buen papel, pero tampoco es para que se vuele con eso de que ya es segundo.

Lo único cierto es que él está cumpliendo —y con creces— el papel de sacrificio que vino a hacer a la Ciudad de México para acercarle el mayor número de votos a su candidato presidencial y a contener un poco a Morena, pero nada más.

Aun así es mucho y lo que habría que reconocerle es que en otro partido o quizá como independiente le hubiera ido mejor.

CENTAVITOS… Por cierto, ya son muchos los que se preguntan por qué Mikelestá terco con que los candidatos a la Ciudad de México se practiquen un antidoping, como para quede claro que nadie se mete cosas raras en el cuerpo, sobre todo Claudia y Alejandra. ¿Acaso les sabrá algo el priista a sus contrincantes o de plano las notas medio raras en el debate? Como quiera habrá que preguntarle por qué la insistencia, porque hasta donde se sabe ninguna de ellas pasa de los vicios estándar, y en una de esas lo más que les pudieran encontrar es clembuterol, como a El Canelo… Al fin la ALDF nombró a los delegados que suplirán a quienes se fueron a buscar alguna diputación y eso es muy bueno, pero sigue faltando el Jefe de Gobierno. Como que el favorito, José Ramón Amieva, ya se amorcilló, ¿no?, para ponerlo en términos taurinos.

http://www.excelsior.com.mx/opinion/adrian-rueda/los-candidatos-y-el-juego-de-las-sillas/1232224

ESCRIBE UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.